Cromópolis

Cromópolis

Cromópolis

Fotografía de Asier Rua

Fotografía de Asier Rua

Cromópolis

Cromópolis

Fotografía de Asier Rua

Fotografía de Asier Rua

Cromópolis

Cromópolis

Cromópolis

Cromópolis

Cromópolis

Cromópolis

Cromópolis

Cromópolis

Fotografía de Asier Rua

Cromópolis

Cromópolis

Fotografía de Asier Rua

CROMÓPOLIS

Cromópolis es un taller participativo que se realizó por vez primera en Hervás en junio de 2019 durante el programa de Supertrama.   

 

En la sociedad actual la información está constantemente presente en nuestras vidas, creando la sensación de que lo objetivo define nuestras decisiones. Simultáneamente ese mismo entorno social nos empuja a definirnos de forma cada vez más concreta, llevando nuestra subjetividad al máximo.

 

Cromópolis nos ofrece una visión que podríamos considerar objetiva de un entorno, ya que expresa la percepción de los participantes, al igual que lo pueda hacer una encuesta. Sin embargo, nos aporta otras lecturas, ya que cada una de las expresiones se muestra formando parte de un conjunto, como un entorno social, matizada por los elementos que la rodean, por el reflejo de la luz  o por la alteración en la percepción de los colores por la mera cercanía entre ellos.

 

Siguiendo el hilo de esta contradicción se propone un recorrido entre lo subjetivo y lo objetivo. De lo cognitivo a lo sensitivo, de lo sociológico a lo pictórico. La obra se plantea como una instalación que expresa, de forma objetiva, los colores que definen el entorno en el que se ubica, pero lo hace a través de la expresión subjetiva de cada vecina condensada en una sola obra.

 

Cromópolis es un proceso participativo que invita a la reflexión y expresión de los vecinos y vecinas de un lugar, expresando mediante colores los elementos más destacados del entorno. La  reflexión parte de una pregunta, ¿Qué es lo más representativo del lugar? Se pide a las vecinas que vinculen los conceptos a los colores de una paleta cromática definida y se materializa pintando un listón de madera de una altura proporcional a la edad de la persona. Ese listón pintado representa lo que esa persona percibe como más relevante de su entorno, es decir, el entorno se manifiesta a través de la percepción de los participantes.

 

La expresión subjetiva de cada vecina se percibe en relación al resto de vecinos y todo ello proporciona la expresión objetiva del vecindario.

 

La obra muestra, por un lado, una imagen global del entorno y, por otro lado, cómo se influyen unas subjetividades en otras, siendo cada una de ellas plenamente presente. Cromópolis es un proceso creativo basado en la búsqueda de la expresividad a partir de elementos estandarizados y de la transformación de la información en un hecho plástico.